Cataratas moderadas a densas

Todo lo que necesita saber sobre operaciones, tratamientos y medidas preventivas

Su visión disminuye constantemente y poco a poco se forma una nubosidad en sus vista hasta que solo consigue ver a través de una densa niebla: Aunque las cataratas son una enfermedad de la vista de consecuencias graves si no se trata, en la actualidad se puede curar perfectamente mediante una operación rutinaria que le devolverá la visión. MEJOR VISIÓN lo explica: ¿De qué métodos quirúrgicos y tratamientos disponemos para tratar las cataratas y cuál es la mejor manera de prevenirlas?

Hasta la fecha, no es posible curar la catarata con medicación. Sin embargo, la cirugía es una opción viable de tratamiento: el cristalino opaco se reemplaza por un cristalino artificial (conocido como lente intraocular) hecho de acrílico o silicona. Aunque parezca que es una operación importante, en realidad es una de las más seguras y se realiza habitualmente para tratar las cataratas. De hecho, es la operación más común realizada hoy en día. El paciente y el médico analizan cuándo realizar la cirugía. El factor principal aquí es en qué medida el cristalino opaco afecta la vida del paciente. Los primeros signos de cataratas son los defectos visuales que se asemejan a una niebla y están acompañados de una mayor sensibilidad a la luz. A medida que la enfermedad avanza, los signos más comunes son la atenuación de los colores y los contrastes, dificultades para ver al anochecer o con poca luz, mayor deslumbramiento y menor capacidad de adaptarse a la luz y a la oscuridad. Con cataratas, la opacidad generalmente se da de a poco y con el paso de los años, y por este motivo los pacientes normalmente recurren al médico cuando ya es demasiado tarde. Si las cataratas son genéticas, se recomienda una intervención inmediata para recobrar la visión del paciente lo antes posible y reducir el riesgo de daños permanentes. Las cataratas relacionadas con la edad también requieren una intervención inmediata. Si no se tratan, las cataratas pueden provocar ceguera. Siga leyendo para obtener más información sobre la cirugía de cataratas y su prevención.

Catarata: ¿En qué consiste la operación?

Catarata: ¿En qué consiste la operación?

La cirugía de cataratas suele ser un procedimiento ambulatorio. Primero se administra anestesia en la zona afectada, bien en forma de gotas oculares o bien mediante una inyección. La anestesia general es poco común y solo suele utilizarse con niños o es casos especiales como paciente con una tos muy fuerte. Cuando la anestesia ha surtido efecto, el doctor retira el cristalino del ojo más afectado y "asegura" la nueva lente artificial en el ojo. La cirugía en el otro ojo se realizará más adelante, cuando el primer ojo haya sanado y ya funcione bien. Para poder seleccionar la lente más adecuada, el oftalmólogo tiene que medir con precisión el ojo afectado. Es la única manera de garantizar que la operación pueda realizarse sin complicaciones y el paciente vea lo mejor posible con las nuevas lentes. Para conseguir los mejores resultados posibles, más del 75% de las intervenciones de cataratas se realizan utilizando equipamientos médicos ZEISS. El tratamiento de las cataratas tiene muchas fases y requiere diversos tipos de dispositivos, desde el diagnóstico hasta el seguimiento médico posterior. ZEISS ofrece los productos y las soluciones adecuadas durante todo el proceso para asistir a los profesionales que tratan las cataratas.

¿Que tipo de cirugía hay?

Siga leyendo para conocer las diversas prácticas quirúrgicas para tratar las cataratas. Haga clic aquí si quiere más información sobre la estructura y las funciones de los ojos.

En la actualidad existen dos procedimientos quirúrgicos para tratar esta enfermedad: la extracción extracapsular de catarata (EECC) y la extracción intracapsular de catarata. El más habitual es la extracción extracapsular. Con este procedimiento, la cápsula del cristalino o curvatura natural del ojo, permanece intacta. Se retira el cristalino, pero no se toca su pared posterior. La ventaja de este método es que la nueva lente artificial puede colocarse en el ojo con mayor firmeza. Existen tres posibilidades para realizar la extracción extracapsular de la catarata: facoemulsificación, cirugía de cataratas con láser de femtosegundos y extracción manual.

Extracción intracapsular de catarata

La extracción intracapsular de cataratas es un procedimiento obsoleto. Se llevó a cabo hasta la década de los 60, cuando se sustituyó por la extracción extracapsular. La extracción intracapsular implica la extracción total del cristalino y de la cápsula que lo contiene. Esta técnica implica mayor riesgo y solo se recurre a ella en casos excepcionales, como cuando otros métodos no son posibles por cuestiones médicas.

Facoemulsificación

La facoemulsificación es la forma más habitual de tratar las cataratas. Después de aplicar la anestesia, se realiza una pequeña incisión (de dos a tres milímetros) por la que se inserta una sonda ultrasónica en el ojo. La sonda emite ultrasonidos para desintegrar el cristalino opaco, y los residuos se retiran mediante succión. A continuación, el cirujano coloca cuidadosamente en el ojo una lente artificial personalizada flexible a través de la incisión. No es necesario coser el ojo: la incisión es tan pequeña que se cura por sí sola.

Cirugía de cataratas con láser de femtosegundos

En la actualidad, la cirugía de cataratas con láser de femtosegundos se considera el procedimiento más preciso y suave. Tanto la incisión como la desintegración de la lente y su eliminación se llevan a cabo con un láser asistido por ordenador, el láser de femtosegundos. Su nombre se debe a los impulsos de luz que emite, cuya longitud de onda no sobrepasa el rango de los femtosegundos. Un femtosegundo es muy corto, equivale a 0,000000000000001 de segundo. El láser solo entra en contacto con el tejido durante una fracción de segundo, lo que garantiza la mayor suavidad posible en la intervención. La cirugía de cataratas con láser de femtosegundos no es apropiada para pacientes con un cristalino muy duro debido a un estado avanzado de la enfermedad.

EECC manual

Como su nombre indica, la extracción manual se realiza de forma manual, sin la ayuda del láser o los ultrasonidos. El cirujano realiza una incisión que después hay que coser. Esta sutura hace que la córnea se contraiga y se curve. El proceso de curación de la EECC manual lleva más tiempo y presenta mayor riesgo de inflamación. Este tipo de cirugía solo se realiza en casos excepcionales, p.ej., en pacientes con estadios avanzados de cataratas, para proteger la córnea, o si el cristalino se ha endurecido tanto que no puede licuarse y tiene que eliminarse de una pieza.

[evtl. Bilder von der Meditec zu den einzelnen Formen, wenn vorhanden => Theresa, kannst Du das bitte inkl. der anderen Bilder bei der Meditec anfragen]

Tras la cirugía: ¿Qué debería tener en cuenta?

Tras la cirugía de cataratas, el paciente suele poder regresar a su casa inmediatamente. Si la cirugía forma parte de un procedimiento hospitalario, el paciente permanecerá bajo observación durante dos o tres días. Como en la mayoría de los tratamientos oculares, una buena atención médica posoperatoria es absolutamente esencial. Después de la cirugía, el paciente tendrá que llevar un apósito antibiótico durante al menos 24 horas para proteger el ojo. También se prescribe el uso de gotas oculares antiinflamatorias y antibióticas durante las semanas siguientes. El oftalmólogo supervisará el proceso de curación con visitas frecuentes. Los pacientes deberán observar las siguientes recomendaciones tras la cirugía de cataratas:

  • No se frote ni aplique presión en el ojo
  • Tome la medicación que le hayan indicado
  • Acuda a todas las visitas de seguimiento
  • Evite practicar deporte o realizar otras actividades físicas, especialmente durante los primeros días después de la operación
  • No permita que el ojo entre en contacto con el agua, champú o jabón
  • No vaya a la sauna ni a nadar

Aunque no se puede garantizar, si el paciente no tiene ningún otro problema de la vista, lo más probable es que tras la cirugía recupere totalmente la visión. Es decir, no tendrá que llevar gafas ni lentes de contacto para ver con nitidez. Su visión será nítida tan pronto como retiren los vendajes al día siguiente. Del mismo modo, si padece algún otra enfermedad de la vista o defecto visual, después de la operación tendrá que corregirlos mediante algún tipo de ayuda visual.

¿Cómo pueden prevenirse las cataratas?

Tenga en cuenta que todavía no se han descubierto todas las causas de las cataratas. En función de la causa, se pueden prevenir de distintas maneras. La catarata relacionada con la edad forma parte del proceso natural de envejecimiento. Este tipo de catarata no puede prevenirse, y tampoco las cataratas hereditarias. La sarampión durante el embarazo también puede provocar cataratas en el feto. La vacuna contra el sarampión puede ayudar a prevenir la formación de cataratas en el feto. Lo mejor es comprobar qué vacunas tiene pendientes antes del embarazo, o tan pronto como sepa que está embarazada, y completar las vacunas que sean necesarias.

No existe otro modo más eficaz de prevenir las cataratas que evitar ciertos factores que aumentan el riesgo de desarrollar cataratas. Entre ellos se incluye:

  • El alcohol y el tabaco: se ha demostrado que fumar está relacionado con la aparición de cataratas; dejar de fumar, o no empezar a fumar, puede prevenirlo. Lo mismo ocurre con el consumo excesivo de alcohol. 
  • Diabetes: la diabetes es otro factor de riesgo. Entre otras medidas clave para evitar la diabetes está una dieta equilibrada, las horas de sueño necesarias y el ejercicio frecuente. Si ya se ha diagnosticado la enfermedad, debe iniciar un tratamiento sin demora.
  • Lesiones oculares: las lesiones oculares incrementan el riesgo de desarrollar cataratas. Este riesgo puede reducirse utilizando gafas protectoras cuando se realizan trabajos peligrosos (p. ej., perforar o pulir). 
  • Radiación UV: para evitar los daños producidos por la radiación UV, debería llevar siempre gafas con protección UV, especialmente durante las vacaciones, durante el bronceado o en la montaña. Las gafas de sol o las gafas de esquí contribuyen en gran medida a proteger sus ojos y reducen eficazmente el riesgo de desarrollar cataratas. No olvide que la luz y la radiación UV también son un factor de riesgo en los días nublados. Asegúrese de protegerse siempre los ojos y la piel de los rayos UV, incluso en los días grises.

Mi perfil visual Defina ahora sus hábitos visuales personales y encuentre su solución de lentes individualizada.
Encuentre un óptico ZEISS cerca de usted

Artículos relacionados

Los beneficios y las desventajas de la luz UV ¿Por qué es importante? ¿Qué riesgos existen?

Salud y prevención 11-jun-2018

Etiquetas: Gafas de sol

Protección UV para la actividad cotidiana Cristales, ropa y gafas – ¿Qué bloquea la luz UV? ¿Qué no la bloquea?

Salud y prevención 28-may-2018

Etiquetas: Gafas de sol

¿Cuándo hay que protegerse los ojos de la radiación ultravioleta? Protección UV óptima en cualquier estación del año

Salud y prevención 28-may-2018

Etiquetas: Gafas de sol

Ojos hinchados, ojeras, enrojecimiento y ardor de ojos Todo lo que debe saber sobre sus posibles causas y cómo mantenerlos bajo control

Salud y prevención 19-ene-2018

Etiquetas:

Productos relacionados